domingo, 1 de noviembre de 2009

El diablo a las puertas del cielo

—Rico, ¿eh?
—Varea la plata
—¿Franco?
—Como un estudiante
—¿Y noble?
—Como un infante
—¿Y bravo?
—Como un pirata
—¿Español?
—Creo que sí
—¿Su nombre?
—Lo ignoro en suma



Pues yo os lo diré. Es Don Juan Tenorio, genio y figura que la razón atropella, la virtud escarnece, a la justicia burla y a las mujeres vende. Este puente de Todos los Santos me da una muy buena excusa para leer de nuevo a Zorilla, que es el clásico más apropiado para hoy - o para ayer, que las manecillas del reloj ya se han posado en las doce, como diría Mercucio. - También me da una muy buena excusa para estudiar, pero me gusta más hacer lo primero que lo segundo.

Don Juan Tenorio, mito - no hay otra palabra para describirlo - de la Literatura universal, ha hecho historia. Nació de Tirso de Molina y su Burlador, y Zorilla lo adaptó con mucho mucho tino, haciendo la historia algo más sombría y mucho más romántica - si bien el Convidado de Piedra sigue manteniéndose en ambas.

Don Juan Tenorio no deja de soprenderme, pese a lo releído y reoído que lo tengo. Mi madre me contó que antes era tradición representarlo por esta época y con las lecturas del Tenorio del Teatro Principal de Zaragoza conseguí prenderme totalmente de este drama. Y como este año, los dichosos examenes me van a privar de las lecturas del Tenorio, yo misma y por mi cuenta he decidido disfrutarlo en mi casa, con una edición bastante antigua que confirma la fama de este sin duda clásico.


Y esas dos líquidas perlas
que se desprenden tranquilas

de tus radiantes pupilas,
convidándome a beberlas,
evaporarse a no verlas
de sí mismas al calor,
y ese encendido color
que en tu semblante no había,
¿no es verdad, hermosa mía,
que están respirando amor?
Sí, y pese a que no lo parezca, Don Juan Tenorio es una obra de fantasmas, estatuas, sombras, infiernos y cielos, que tan bien casa con estos días. Y cuando he acabado de leer a mi querido Don Juan, me he embarcado en otra novela más que apropiada... Se trata de Réquiem, la tercera parte de la trilogía del escritor zaragozano David Lozano Garbala. De momento he leído el prólogo, tan inquietante como siempre, y luego ya veremos que me deparan las siguientes páginas... Aunque, por seguro, mucha oscuridad. Y si no me creéis, mirad la imágen, que confirma mis sospechas.




Besos
y feliz puente
Natalia

4 comentarios:

Acc2chaos dijo...

Bueno, como sabes no me gusta mentir: ni me he leido el libro ni pienso leermelo proximamene, porque la literatura me tiene hinchadas las narices con los tìos estos. Pero cuando supere mi aversión, lo intentare, promesa. Suerte con los examenes, Nat, y a ver si cuando acaben podemos vernos de una buena vez! :( Besoos

maRini dijo...

Este libro es francamente fantástico. Al igual que tú,me lo he leido lo menos...4 veces xD, lo he visto dos veces en el teatro (adaptación regular,pero cuando te sabes los diálogos...poco importa ^^) e incluso lo he representado (hace un par de años XD.Yo hacía de Madre Abadesa jajaja)
En fin,no hay palabras.
un saludoo!

endlesslycarlaiel dijo...

Me he leído la entrada con mucho interés, obv, pero ¿qué puente? yo no tengo puente T-T

Ciao
Carrr!

Anónimo dijo...

Ich denke, dass Sie nicht recht sind. Ich kann die Position verteidigen. Schreiben Sie mir in PM, wir werden umgehen. viagra rezeptfrei apotheke levitra bestellen [url=http//t7-isis.org]viagra wirkung forum[/url]